Arzobispo de Cali pide homenaje a la memoria del cura Camilo Torres

Monseñor Darío de Jesús Monsalve habló del perdón y la importancia del cura Camilo Torres en este momento que atraviesa el país.

Reivindicar el nombre de Camilo Torres “que tiene mucho que dar y enseñar a la Colombia que se proyecta en la reconciliación, la verdad y la justicia transicional” pidió el arzobispo de Cali, monseñor Darío de Jesús Monsalve.

El 15 de febrero se cumplen 50 años de la muerte del religioso en un combate con el ejército tras su vinculación a la guerrilla del Eln y no se sabe dónde están sus restos.

Sometido hasta en sus despojos mortales al secreto de Estado, al silencio de la Iglesia y al estigma guerrillero sobre su nombre, tiene mucho que dar y enseñar”, expuso monseñor Monsalve.

Movimientos sociales y ecumémicos realizaron en Cali un encuentro y anunciaron eventos para conmemorar los 50 años de la desaparición de Camilo Torres.

El sacerdote anunció en enero de 1966 su vinculación con el Eln, guerrilla que había surgido un año antes, y un mes después muere en combate.

Su pensamiento influyó en la corriente de la teología de la liberación entre sacerdotes del continente.

Que su pensamiento social y teológico, su liderazgo por la unidad, su obra y sus cenizas, vuelvan a la memoria del pueblo y de la Iglesia, al patrimonio acumulado para la paz con verdad y justicia social, con reconciliación y perdón como piso de garantías del nunca más”, plantea Monseñor Monsalve.